La eclosión del Dream Team europeo

Yugoslavia se exhibió en el Eurobasket de 1989

El ambiente era propicio y el momento, el adecuado: después de haber crecido poco a poco, manteniéndose en la élite internacional pero sin hacer mucho ruido (bronce olímpico en 1984, bronce mundial en 1986, bronce europeo en 1987, plata olímpica en 1988), el Eurobasket de 1989, disputado en casa, en Zagreb, era el momento perfecto para que explotase todo el talento que atesoraban las jóvenes perlas yugoslavas.

En todos esos éxitos de los ochenta (que para un país que había dominado la década de los 70 casi parecían poca cosa) había ido entrando en la selección plavi una generación de jugadores absolutamente maravillosa, con un talento descomunal que habían podido desarrollar gracias a que habían debutado muy jóvenes en la liga yugoslava, donde no había extranjeros y no importaba la edad de los jugadores si eran tan buenos como éstos. Además, como decía, habían entrado poco a poco en la selección, sin hacer ruido… hasta que llegó este campeonato y el estruendo se oyó en todo el mundo.

Kukoc, Divac, Paspalj y Radja, de apenas 21 años, Jure Zdvoc y Zdravko Radulovic con 23 o un todavía más joven Danilovic, que apenas contaba con 19, habían debutado en su liga siendo adolescentes y ya llevaban varias temporadas adquiriendo experiencia en sus clubes. A ellos se unían Petrovic y Vrankovic, con 25 años, para formar la columna vertebral de aquella selección, que completaban Cutura, Radovic y Primorac, más veteranos. En la temporada 1988-89 aquellos jugadores habían dominado las competiciones europeas de clubes, al conquistar la Jugoplastika de Kukoc y Radja la Copa de Europa, el Real Madrid de Petrovic la Recopa y el Partizan de Divac, Paspalj y Danilovic la Copa Korac.

El torneo fue muy corto, con sólo ocho participantes y disputado en apenas seis días. Después de una primera fase con tres partidos se pasó directamente a las semifinales, a las que accedieron Yugoslavia, Italia, Grecia y la URSS. Los soviéticos se presentaban con un equipo similar al del anterior Eurobasket pero con Sabonis en lugar de Tkachenko. Parecía la ocasión para vengar la derrota sufrida dos años antes frente a Grecia, que esta vez no contaba a su favor con el espectacular ambiente del Palacio de la Paz y la Amistad. Pero los de Galis y Yannakis volvieron a dar la sorpresa y repitieron presencia en la final (vídeo de MrAllishere).

Yugoslavia, por su parte, había arrasado a Grecia y vencido por más de veinte puntos a Bulgaria y Francia en la primera fase. En la semifinal se enfrentaba a Italia, que había vencido sin problemas a España y Holanda y había caído por sólo tres puntos contra la URSS. Los italianos, liderados por el gran Antonello Riva, hicieron lo que pudieron pero el rodillo yugoslavo, que llevaba unos años engrasándose, ya estaba funcionando a pleno rendimiento (vídeo en italiano del canal NickGalis Archive).

Y en la final llegó el espectáculo… Grecia se repuso del buen inicio de Yugoslavia para aguantar la diferencia por debajo de diez puntos hasta el minuto quince. A partir de ahí, una exhibición plavi, con magníficas combinaciones de pase y juego sin balón, contraataques y jugadas dignas de un All Star (de los de antes). Petrovic lideraba pero parecía entender que estaba rodeado de excelentes jugadores y también se divertía compartiendo el balón con ellos. Era la explosión de un grupo que nos haría disfrutar tres veranos consecutivos, hasta que estalló la Guerra de los Balcanes.

(A continuación os dejo tenéis el primer fragmento con los primeros minutos del partido, y aquí una lista de reproducción con las cinco partes seguidas. Merece la pena verlo.)

Por cierto, la actuación de la selección española en este Eurobasket no mereció una entrada aparte, apenas este párrafo. Muchas bajas con respecto a los Juegos de Seúl por lesión o por decisión de Díaz-Miguel (Villacampa, Margall, Solozábal, Llorente, Fernando Arcega) provocaron la entrada de algunos jugadores de calidad pero con poco recorrido en la selección, como Vecina, Villalobos, Laso o Manolo Aller. Con Epi y Jiménez como representantes de la vieja guardia y Biriukov, Montero y Ferran Martínez como los más veteranos de los incorporados últimamente, el campeonato pasó para España sin pena ni gloria. Además, TVE no debió de prestarle gran atención porque recuerdo haber visto de madrugada, en diferido, las palizas que nos pegaron la URSS e Italia, esta última con un Riva desatado enchufándolas desde todos los lados. España ni siquiera hizo el gran partido que solía protagozar en cada campeonato con Díaz Miguel y el quinto puesto final entre los ocho participantes dejó una sensación de “ni fu ni fa” que no fue más que el preludio de lo que vendría en los años siguientes.

¡Síguenos en Facebook! http://aropasadoblog.facebook.com/

Twitter: https://twitter.com/AroPasadoBlog

 

Anuncios

Un comentario en “La eclosión del Dream Team europeo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s